Llegando

Miro por la ventana
y veo la luz que entra.
Evoca el recuerdo,
de verte tumbada.
Por ti, un pensamiento
me alegra esta velada.
Tus cabellos morenos, 
caen por tu cara.
Quiero darte un abrazo
y seguir tu mirada, 
que pase el tiempo rápido
y llegar a tu parada.
Cuando llegue te daré un beso
y no harán falta palabras...

 

Cerveza

Tú tan bella colorida,
amarilla, espumosa y malteada.
Tú que me arrancas una sonrisa,
hasta desternillarme de risa.
Pura como el agua contenida
tostada como la cebada incorporada
y del lúpulo; dulce-amarga brisa.
A veces ahogas mis penas; 
otras, exaltas mis comedias.
Pero, sobretodo hay días
que me haces buena compañía.
Antigua bebida espartana, 
que no admite rival ni injuria; 
pues quien te lleve la contraria
no conoce la buena vida.

Te vas…

Otra vez más,
te vuelves a marchar
pero yo no te olvido jamás.
Aunque lejos, cerca estás.
Muy pronto volverás
y de mi no te separarás;
debo ser un egoísta,
presuntuoso y oportunista.
Porque cada vez que te vas,
pienso que debo verte aún más.
No creas que llorar es mi calma;
si no, saber que contigo llevas, 
todo mi corazón y mi alma.

Resultado de imagen de imagen tren oscuro
Dirección de imagen:
somostiempo.blogspot.com.es